En general, hay dos tipos de sistemas de suspensión (no importa si no sabe de qué tipo tiene su coche, conocemos los dos. Y tenemos los conocimientos necesarios para tratarlos).