Le recomendamos que compruebe sus neumáticos semanalmente o antes de cualquier viaje largo. El rendimiento de los neumáticos y, en particular el frenado sobre pavimento mojado, se deteriora dramáticamente cuando la banda de rodadura llega a ser de menos de 2 mm. Un neumático desgastado reduce la eficacia del frenado, de la  dirección y de la aceleración, aspectos todos vitales para estar seguro, así como el estado de la banda de rodadura, el comprobar el interior y exterior de los costados de sus neumáticos para detectar cualquier bulto, cortes o fisuras (que pueden ser un signo de envejecimiento del neumático).